Azulejos



 

Es común decir que en 5 siglos no hubo ningún país que produjese azulejos con tanta calidad y en tanta cantidad como Portugal. Sin embargo, su origen no es portugués, si no árabe ("al zulaicj" que significa piedra lisa y plana), el azulejo fue una de las expresiones artísticas que tuvo en nuestro país un desarrollo muy particular, siendo muchas veces expresada nuestra Historia y cultura.

 

Su origen, empezó por ser una pieza de gran valor decorativo, tanto individualmente como para revestimiento. Como arte figurativa que es, a lo largo de los siglos se transportó a los azulejos temas tan diversos como la mitología, la caza, religión e incluso batallas. La iglesia, gran apreciadora de este tipo de arte, hacía pedidos sobre todo de paneles con escenas religiosas con los que decoraba las paredes de los templos. La nobleza era una gran consumidora de temas profanos.

 

Siguiendo las innovaciones estéticas a lo largo de varios siglos, el azulejo está perfectamente integrado en la arquitectura moderna hasta el punto de, que se diga frecuentemente que el metro de Lisboa, revestido de azulejos, es "el museo más visitado de Lisboa".

 

Ver todas las regiones

Follow LifecoolerEs on Twitter