De Sintra a la Tapada de Mafra

Un recorrido en coche para explorar el litoral entre Sintra y Ericeira y después salir a descubrir Mafra y la Tapada (parque) por la pintoresca carretera de Gradil.

Empiece el recorrido en la rotonda de Ramalhão, siguiendo hacia Sintra. El nuevo arreglo urbanístico le obliga a contornear una parte de la villa, hasta poder entrar en la carretera que va a Praia das Maçãs que, después de muchas curvas, desemboca en Colares, donde hay que coger la carretera hacia Praia das Maçãs. Siempre bordeando los acantilados, siguen Azenhas do Mar (observe la escuela primaria en el primer cruce) con las pintorescas casas blancas sobre el acantilado, y Fontanelas, la aldea cuyas calles tienen los nombres en verso. En el cruce, a la izquierda, hacia la carretera de Magoito, vale la pena hacer un vaivén hasta la playa de altos peñascos. Al regreso, siga por São João das Lampas, en dirección a la playa de São Julião, pero si dispone de tiempo, desvíese a la izquierda para ver la curiosa playa de Samarra, estrecho corredor de arena entre acantilados. El acceso a São Julião no tiene salida, por ello hay que coger otra vez el camino para Ericeira, entrando en la EN247 hacia la izquierda. Ya fue pueblo de pescadores y conserva un ambiente de estancia de veraneo de otros tiempos, por lo que se recomienda darse un paseo andando por el centro. En la salida norte, después de contemplar el mar desde el mirador, gire a la derecha para la EN116, en dirección a Mafra. En el camino pasará por Sobreiro, donde el gran ceramista José Franco ha construido una aldea rural en miniatura que es el deleite de niños y adultos. En Mafra hay que visitar, sin duda, el famoso convento. Vuelva a la orla norte de Mafra, después de haber visitado el convento, y coja dirección Malveira/Torres Vedras por la EN9. En Murgeira, ya con el muro de la Tapada (parque) a la vista, gire a la derecha hacia la carretera de Gradil. Antes de esta pintoresca aldea, pasará por el pontón de acceso a la referida Tapada Real. Antiguo coto de caza de D. João V, de D. Carlos y de otros reyes, es un área natural de gran belleza, con diversos animales sueltos y que merece recorrerla andando, a través de los senderos señalados, o en el mini-tren. Concluida esta visita, pase Gradil y enlace a la derecha con la EN8, en dirección a Malveira y con el nudo de la autopista. Para que la despedida sea más dulce, en Malveira pruebe las famosas tortas locales en las pastelerías junto al cruce de la carretera hacia Loures. Acceso: por el IC19, hasta Sintra, empezando el paseo junto a la gasolinera de la rotonda de Ramalhão, siguiendo hacia la villa. A tener en cuenta: le recordamos que hay mercadillo en San Pedro de Sintra cada quince días (el segundo y cuarto domingos de cada mes), que aunque complique bastante el tráfico y el aparcamiento al empezar el paseo, también justifica quizá una visita a este animado y secular mercado al aire libre Cuando: con buen tiempo, en cualquier época del año Extensión: cerca de 90 Km., finalizando junto al nudo de Malveira de la A8. Comidas: Melita (T. 219662727), en el Largo da Feira, Malveira; Café Snack-Bar O Parafita (T. 261814290), en Mafra Otros puntos de visita: Museo del Juguete y Castillo de los Moros, en Sintra; huellas de dinosaurios de Praia Grande; Cabo da Roca.

Ver todas las regiones

Follow LifecoolerEs on Twitter