Valle del Mondego

Un recorrido en coche desde las orillas del Mondego hasta el Paisaje Protegido de la Sierra de Açor, pasando por la Fraga de Pena y el Parque (Mata) de Margaraça.

Después de Penacova, en donde existen bonitos miradores sobre el Mondego y restaurantes panorámicos para comer, pase el viaducto sobre el río y, en el Km. 64,4, salga del IP3, siguiendo hacia Livraria do Mondego. Verá, en la orilla derecha, un monumento natural que recuerda a una biblioteca gigante. Ha sido excavado por la erosión del río al pasar por entre las formaciones de cuarzo que son más resistentes al desgaste. Continúe hacia sur, por la EN 2, a lo largo de la orilla izquierda del Mondego. En Góis, eche un vistazo al puente antiguo de tres arcos sobre el río Ceira y disfrute del bucólico paisaje circundante. Vaya subiendo la sierra y en el pueblo de Esporão, gire a la derecha para visitar la aldea de Pena. Por el camino pasará junto al Penedo de Góis. La resistencia de este afloramiento a la erosión hace que esta cresta sobresalga (1.040 metros de altitud). La llegada a Pena se hace a través de un puente antiguo de piedra sobre el río Sotão. No faltan casas tradicionales de pizarra, calles estrechas y una atmósfera pintoresca. Entre nuevamente en la EN2 y salga de ella junto al Parque Eólico de Mestras para continuar en dirección a Pampilhosa da Serra. Vuelva, después, a la izquierda hacia Fajão. La carretera es estrecha, pero las vistas son amplias. Bajando por la carretera principal y girando a la derecha, en dirección a Piódão, verá otra formación cuarcítica, el Penedo de Fajão (altitud 902 metros), al contornear el río Ceira. La aldea de Fajão ha sido rehabilitada en el marco del programa de las Aldeas de Pizarra, por lo que vale la pena detenerse en ella y recorrer sus calles, apreciar su bien conservado caserío y, quién sabe, darse un chapuzón en la playa fluvial o comer en el afamado restaurante del pueblo (O Juiz de Fajão). Viaje algunos kilómetros más, de los cuales no todos están asfaltados, y vaya bajando (a la izquierda de la carretera que va a Piódão) hacia la aldea de Monte Frío, siguiendo las indicaciones que llevan al bosque o Mata de Margaraça y a la Fraga de Pena) El bosque alberga vegetación semejante a la autóctona de estas sierras. Es un lugar paradisíaco que invita a hacer un alto en el camino para descansar o pasear un poco a pie. Después de pasar por el Centro de Interpretación y por la aldea de Pardieiros, la Fraga de Pena ya está cercana. Se trata de un verdadero oasis de verdor en medio de la sierra de Açor, que en general es agreste, con una sucesión de cascadas rodeadas de una exuberante vegetación. Acceso: por la A1 y el IP3 hasta Penacova. A tener en cuenta: posibilidad de alargar el paseo hasta la aldea histórica de Piódão. Extensión: cerca de 110 Km. Comidas: Panorâmico (T. 239477333) en Penacova; O Juiz de Fajão (T. 235751219), en Fajão (Pampilhosa). En el regreso: Aldea de Piódão, Vide.

Ver todas las regiones

Follow LifecoolerEs on Twitter