Viaje por la Campiña Alentejana

Un paseo en tren entre Ponte de Sor y Elvas que permite contemplar tranquilamente el Alentejo y sus paisajes, pasando junto a Crato y Portalegre.

Puede empezar este recorrido en tren desde Ponte de Sor o en Entroncamento, según le vaya mejor. El ferrocarril de la Línea del Este acompaña al de Beira Baixa hasta Abrantes, por lo que si se decide por este trayecto podrá apreciar los panoramas de las orillas del río, destacando el castillo de Almourol, en un islote del Tajo. En Abrantes, el ferrocarril de la Línea del Este empieza a divergir hacia el sur, atravesando una zona se alcornoques y maizales, al encuentro de Ponte de Sor. Fue el primer itinerario ferroviario que enlazó con el extranjero (por Elvas), inaugurado en 1.863. Entre Ponte de Sor y Torre das Vargens, el viaje, tranquilo y por medio del campo, no tiene mucha Historia. Torre das Vargens era un nudo importante porque sale desde aquí, hacia el noreste, el ramal de Cáceres, otra conexión internacional, ésta por la frontera de Marvão-Beirã, construida en 1.880. Dejando para otro día ese viaje, seguimos hacia el sudeste, entre alcornoques y bosque. Tras pasar por la desolada aunque bonita estación de Chanca, la automotora prosigue en dirección a Crato, cuyo castillo medieval se avista a lo lejos. La estación es bonita y está bien cuidada, como deberían estar todas.

 

 

 

 

Con el ferrocarril girando hacia el sudeste, empieza ya a divisarse, a la izquierda, el alto macizo de la sierra de San Mamede. Los azulejos de la gran estación de Portalegre merecen ser apreciados durante el tiempo de parada aquí. La ciudad ya queda a 10 Km. por carretera, como es frecuente en los ferrocarriles alentejanos, donde el nombre de la estación y el emplazamiento del pueblo al que sirve no siempre coinciden. Esta fase final del viaje se hace a través de una campiña predominantemente llana, cortada por algunos afloramientos de granito y una que otra charca para riego. Después de Santa Eulalia, empieza la llegada a Elvas. Una de las primeras cosas que se ve, del lado derecho, en lo alto de un cerro, es el poderoso fuerte de Graça que integraba la cintura defensiva de la plaza-fuerte. Desde la estación, con bellos azulejos de Leopoldo Battistini (1.933) que vale la pena ver, hasta la ciudad, supone aún una distancia razonable por lo que el recurso a un taxi se justifica plenamente.

 

 

 

 

 

Acceso: por el ferrocarril de la Línea del Norte hasta Entroncamento y por el de la Línea del Este hasta Ponte de Sor (la automotora que hace todo este recorrido sale de Entroncamento); por carretera, Ponte de Sor está a 30 Km. al sur de Abrantes (EN2) y 60 Km. al noreste de Coruche (IC13 y EN251).

 

A tener en cuenta: consulte los horarios actualizados, pues no hay muchos trenes diarios, para que pueda optar por ida y vuelta el mismo día, o en días diferentes.

 

Cuando: primavera u otoño.

 

Otros: en la estación de Torre das Vargens hay un recorrido alternativo en tren que sigue en dirección a Castelo de Vide y Marvão. Comidas: O Pompílio (T. 268 611 133) y Pousada de Santa Luzia (T. 268622194), en Elvas. Otros puntos de visita: Fuerte de Elvas, Fuertes de Graça y de Santa Luzia.

Ver todas las regiones

Follow LifecoolerEs on Twitter